Continuamos con las cuestiones que se plantearon en el último Encuentro Innova&acción, de la mano de Rodolfo Carpintier para mantener la competitividad en el nuevo entorno ante el que nos encontramos e, incluso, aprovechar nuevas oportunidades. En este caso, haremos referencia a los dos últimos bloques -talento e iniciar proyectos- de los cuatro abordados. Los dos primeros, relativos a tecnología y modelos de negocio, los podéis encontrar en la primera parte del artículo donde tienes el acceso Atacama para visualizar la documentación y la entrevista completa que le hicimos a Rodolfo.

Factor clave #3. El talento: qué es y cómo se consigue

Ese fue el nombre que desde Innova&acción asignamos al tercer bloque para la rueda de preguntas. “Es el momento idóneo para atraer el talento sin necesidad de exigirles movilidad”, afirmó nuestro invitado. Ahora nuestro aliado es la tecnología, por tanto, como organización debes tener la capacidad de captar profesionales creyéndote que lo que les ofreces, es realmente especial.

En esta área, “tener la capacidad para no juzgar por uno mismo si no en cómo un profesional, es decir, una persona con ciertos conocimientos y habilidades puede contribuir y beneficiar al equipo” es fundamental si queremos que realmente la relación entre las personas y la organización fluya y genere no solo captación, sino retención. En esta línea, la inteligencia artificial colectiva -una vez más la tecnología se muestra como facilitador de procesos y análisis- nos ayudará a “estudiar el encaje de una persona dentro de una organización” para lo cual, la escucha activa y la medición de la actitud, se vuelve vital. “El que no escucha no aprende…”, apuntaba Carpintier en una de las respuestas sobre talento.

Y hablando de talento no podían faltar las preguntas sobre los roles, los perfiles y el abanico de competencias hard y soft que deben reunir los profesionales para tener potentes equipos… “La necesidad de contar entre nuestras filas a gente de datos -matemáticos, estadísticos… – con capacidad para pensar de forma diferente, de resolver problemas, y que sepan además qué es lo que está pasando en el mundo”. Solo así nos adelantaremos y nos beneficiaremos de las tendencias.

Y utilizando herramientas de participación en tiempo real, conocimos cuáles son los perfiles que las organizaciones innovadoras requieren al tiempo que reflexionaban sobre otros que, en muchos casos, nunca habían valorado -en el documento que podrás acceder desde Atacama encontrarás información ampliada-. Un ejemplo más de cómo en la era del conocimiento, la colaboración de diferentes partes multiplica exponencialmente el valor del 1+1=2.

Factor clave #4. Iniciando proyectos: startups, intraemprendimiento y financiación

En este cuarto, y último bloque -como dicen los anglosajones last but not least– las preguntas lanzadas al invitado se centraron en:

  • La importancia de ser el primero en algo para tener éxito -lo cual exige una alta dosis de la ya mencionada flexibilidad-, idea extendida en el mundo empresarial pero que no es per se clave de los negocios que triunfan. Más bien, dice Carpintier que “es en muchos casos del fracaso de donde surge el éxito-ahora más llevadero por la reducción de costes- de dónde surgen profesionales que tienen éxito después gracias a ese fracaso y de sus aprendizajes”.
  • La importancia de decidir si quiero mejorar algo existente – para lo cual necesito experiencia y edad- o hacer algo totalmente diferente- para lo cual necesito perfiles juniors y quizás algo de “frikismo”.

Sin duda, debemos tener en mente que cuando decidimos emprender o generar intraemprendimiento son nuestras capacidades para crear nuevos conceptos; y eso lo que genera son fructíferas correlaciones entre diversos sectores, especialidades y tipologías de talento. Carpintier, concluía en esta línea afirmando que “lo importante es dar el salto, captar y retener el mejor talento para nuestra organización, hacer cosas diferentes, y corregir sobre la marcha aprovechando las ventajas de la tecnología”.

Al cierre nos llenó de orgullo observar que, las empresas participantes en nuestra sesión, pese a la compleja situación: se están reinventando; detectando nuevos talentos y nuevas oportunidades gracias a las nuevas formas de trabajo; y pensando en construir nuevos negocios y en desarrollar, aunque a simple vista puede parecer que no las hay, nuevas oportunidades de mercado.

Mientras tanto te dejamos con la entrevista virtual que le realizamos a nuestro invitado Rodolfo Carpintier al finalizar la sesión, y te recordamos que en ATACAMA podrás encontrar una versión extendida de esta entrevista y documentación adicional con la que podrás profundizar más sobre los temas tratados.

¿Te ha gustado? Compártenos:

Escribe aquí tu comentario