Algunos candidatos, pese a estar cualificados para un determinado puesto, no superan la primera entrevista del proceso de selección, por no haber preparado adecuadamente este decisivo paso. En este artículo, Michael Page, empresa líder en asesoramiento y gestión de procesos de selección de personal,  recopila 10 consejos a tener en cuenta tanto antes de afrontar una entrevista de trabajo como durante y después de la misma.

[Img #3737]
ANTES DE LA ENTREVISTA: PREPÁRATE

 

  • Infórmate. Busca toda la información que puedas sobre la empresa contratante. La página web de la compañía y sus perfiles en redes sociales son un buen comienzo. Familiarízate con el pasado, presente y metas de futuro de ésta. Ponte en contacto con alguna persona que conozcas que haya trabajado para esta empresa para que te informe.
  • Conoce tu currículo y ve preparado para responder a todas las preguntas relacionadas con él. Además procura leer atentamente la ofera de trabajo y piensa en las formas en las que tu experiencia puede beneficiar a tu empleador potencial.
  • Prepara tu kit de entrevista: certificados, referencias, una copia del anuncio, un curriculo y una lista de preguntas que quieras hacer, como por ejemplo: ¿Cuáles serán mis responsabilidades? ¿Por qué ha quedado vacante esa posición? Cómo encaja este puesto en la estructura del departamento? ¿Qué incentivos se dan para seguir formándose? ¿Quienes son los clientes? ¿Cuál es la meta de la empresa? ¿Tienes planes de expansión?
  • Prepárate preguntas comunes como por ejemplo: Cuéntame algo sobre ti. ¿Cuáles son tus metas hasta hoy? ¿Estás contento con tu trabajo actual? ¿Cuál ha sido la situación más complicada a la que te has enfrentado y cómo la resolviste? ¿Qué es lo que menos te gusta de tu actual puesto? ¿Cuáles son tus puntos fuertes/débiles? ¿Qué clase de decisiones son las que más te cuesta tomar? ¿Por qué quieres cambiar de trabajo?

 

DURANTE LA ENTREVISTA

 

  • Un buen lenguaje corporal. Saluda a tu entrevistador de pie, con un apretón  de manos fuerte y seguro, y ¡sonríe! Siéntate recto, con los dos pies en el suelo. Habla con claridad y confianza. Intenta mantener el contacto visual a lo largo de la entrevista.
  • Una entrevista generalmente empezará con una conversación de introducción, luego se pasará a una batería de preguntas específicas sobre tu experiencia. Posteriormente te ampliarán información sobre la empresa y el puesto. La entrevista terminará con las preguntas que tu quieras formular.
  • Escucha lo que te están preguntando. Piensa sobre tus respuestas a las preguntas más difíciles y no des datos irrelevantes. Da ejemplos positivos sobre tu experiencia de forma concisa. Intenta evitar las respuestas monosilábicas.
  • Prepárate algunas preguntas para hacer durante la entrevista sobre el puesto. Esto demuestra que has pensado sobre el puesto y que te has informado sobre la empresa. Asegúrate de que sean preguntas abiertas y que sirvan para que el consultor te de información adicional.
  • Muestra entusiasmo por el puesto aunque tengas tus reservas. Eso se puede discutir más adelante.

 

DESPUÉS DE LA ENTREVISTA

 

  • Redacta un sumario de la entrevista mientras todavía la tengas fresca en tu mente. Anota las áreas en las que crees que fue todo bien , así como aquellas preguntas que te resultó más complicado responder.